Copyright © 1996-2003 Jesús Noriega
  jueves, 19 de julio de 2018
Realidades Alternativas y Estados Alterados de Conciencia 
 Emergencias Phantastika Proyecto H.A.P.T. LOGON Enteógenos Rincón Cannábico Ars Erotica Cuerpo Mentes

 
[ + Recursos ]

  HOME ARTICULARIA SALÓN NOTICIAS PERSONAE CINE  
Area: CineDestino final 2 (Final Destination 2)
[ caché de Tempus Fungui: 13:51:00 - 20/07/2003 · Leído 1294 veces ]
»NOTICIAS CINE (Phantastika)
Publicado en:Pasadizo Análisis de Películas [ Link Original ]
DESTINO FINAL 2 (FINAL DESTINATION 2)

En un viaje de fin de semana con sus amigos, Kimberly Corman "ve" cómo un camión que transporta enormes troncos de madera pierde el control y con ello toda su carga, provocando una espantosa reacción en cadena que deja un rastro de metal torcido y cadáveres entre los que se encuentra el de ella misma. Un momento después, Kimberly se encuentra atrapada por el tráfico del carril de entrada a la autopista, entre la fila de coches que momentos antes había visto como un montón de chatarra. Ha sido sólo una visión. Pero, ¿ha sido también un aviso? Kimberly decide actuar y bloquea la entrada a la autopista 23 hasta la llegada de un joven agente de policía. Los conductores se quejan y le pitan... hasta que su premonición cobra vida delante de sus ojos...

Ficha Técnica

Director
: David R. Ellis / Productores: Warren Zide, Craig Perry / Guión: J. Mackye Gruber y Eric Bress, basado en una historia de J. M. Gruber, E. Bress y Jeffrey Reddick / Fotografía: Gary Capo / Música: Shirley Walker / Director artístico: James Steuart / Montaje: Eric A. Sears / Intérpretes: Ali Larter (Clear Rivers), A. J. Cook (Kimberly Corman), Michael Landes (Thomas Burke), Terrence Carson (Eugene Dix), Jonathan Cherry (Rory Peters), Keegan Connor Tracy (Katrina "Kat" Jennings), Sarah Carter (Shania), Lynda Boyd (Nora Carpenter), David Paetkau (Evan Lewis), James N. Kirk (Tim Carpenter), Tony Todd (William Bludworth)… / Nacionalidad y año: USA 2002 / Duración y datos técnicos: 90 min. color 2.35:1.

Comentario

Tres años después de Destino final nos llega la secuela de una de las películas que nos dejó mejor sabor de boca de la última avalancha de terror adolescente. La novedad residía en hacer que fuera La Muerte quien terminase con la vida de los protagonistas, después de que estos, aparentemente, se hubieran librado de ella tras salvarse de un espantoso accidente.

Aquellos que temíamos encontrarnos a un esqueleto asesinando adolescentes guadaña en mano quedamos gratamente sorprendidos del método utilizado. Por fortuna, los responsables del film no siguieron el modelo Ingmar Bergman: La Parca se mostraba en forma de extraños sucesos que normalmente acababan con el fallecimiento de la víctima.

Destino final
se estrenó el 17 de marzo de 2000 en los Estados Unidos y recaudó más de 10 millones de dólares en su primer fin de semana. Debido en gran parte a la influencia del boca a boca, la primera entrega acabó recaudando 53,3 millones de dólares sólo en Estados Unidos antes de convertirse en un gran éxito de ventas en vídeo.

En esta nueva entrega el método seguido es similar, incluso podría decirse que estamos ante un disimulado remake. Respecto a la anterior entrega, notamos que el guión no se esfuerza por ser coherente, y los personajes no están apenas desarrollados. Sin embargo, la cinta no oculta sus intenciones: ya conocemos la premisa, y lo único que se busca es mantenernos entretenidos presenciando las elaboradas muertes que se han preparado. Aunque al espectador se le presenta una serie de pistas, como una trituradora de basuras, un microondas que estalla, un incendio, una ventana que no se puede abrir... el final del personaje siempre nos coge por sorpresa, tanto por la manera en que sucede como por la cantidad de gore que se ve en pantalla.

El productor de la película, Craig Perry, ha descrito Destino final 2 como un viaje emocionante con un incremento de los elementos de acción, miedo y comedia que dieron a la primera película tanto éxito: "La película se apoya en la idea de que la muerte está en todas partes. Los dos filmes de Destino final exploran este miedo universal. ¡La muerte puede estar en tu coche o en el baño! El concepto no es tan sobrenatural como para quedarse únicamente en la pantalla. Te sigue a casa".

David R. Ellis, cuyo debut en la dirección se produjo con De vuelta a casa 2: perdidos en San Francisco, y para quien Destino final 2 es su segundo largometraje, es un especialista en películas de acción, y en su currículum se incluyen la dirección de la segunda unidad en superproducciones como La tormenta perfecta, Harry Potter y la piedra filosofal y Matrix Reloaded. Por lo tanto, no es de extrañar la perfección con que ejecuta el accidente inicial. Si bien las escenas de actores no parecen ser la especialidad de Ellis, este hecho apenas es relevante para el tipo de producto ante el que nos encontramos.

El guión de Eric Bress y J. Mackye Gruber está basado en una idea de Jeffrey Reddick, también autor del tratamiento de la primera película. Para su desarrollo, se han tomado aquellos elementos que más gustaron a la audiencia, como las escenas de muerte, y se han minimizado las relaciones entre personajes, y eliminado cualquier posible trama paralela. Los elementos de humor negro también han aumentado, alcanzando su mejor momento en la escena final que cierra la película. Un detalle que también se conserva es el utilizar nombres del cine de terror para los protagonistas, aunque esta vez sólo hemos reconocido los apellidos Corman y Carpenter.

Los protagonistas

El enlace con la original está representado por Clear Rivers (Ali Larter), única superviviente del accidente del vuelo 180. Ella intentará ayudar a nuestros héroes a evitar la fatalidad que les espera, a pesar de que teme acabar convirtiéndose en la siguiente víctima. Otro que repite es Tony Todd (Candyman), como un siniestro empleado de la funeraria, quien siempre parece conocer más de lo que dice. Pero, en realidad, la heroína de esta entrega es Kimberly Corman (A. J. Cook), quien representa sin problemas su papel de niña buena y algo sosa; y Thomas Burke (Michael Landes), un agente de policía que parece que nunca tenga que ir al trabajo, y que casualmente es un joven atractivo y soltero como Kimberly. Landes explica que el personaje de Kimberly y el suyo tienen una conexión con el vuelo 180, porque él fue testigo de la muerte del personaje de Billy Hitchcock en la primera película. Según Landes, "Michael sigue a Kimberly para intentar comprender lo que ha visto. Los dos se sienten atraídos por las mismas cosas".

Alrededor de este núcleo central se encuentran los conductores vinculados con Kimberly a través del accidente, unos personajes con los que el público en ningún momento se siente identificado, por lo que la diversión es mayor al verlos perecer de maneras horribles.

Jonathan Cherry interpreta al drogadicto Rory, que inicialmente rechaza las teorías de Clear sobre "engañar a la muerte", pero de inmediato cambia de opinión cuando los otros empiezan a morir. Keegan Connor Tracy encarna a la ejecutiva agresiva Kat, que ve como un simple inconveniente los acontecimientos después del choque. T. C. Carson da vida al moderno Eugene Dix –profesor y motero– que también es escéptico. Linda Boyd completa el reparto con el personaje de Nora Carpenter, una viuda estresada madre de un adolescente.

Lo que descubren es que cada uno de ellos tiene una conexión con los personajes de la primera película. "Es la historia de la Muerte que regresa para corregir sus errores", comenta David R. Ellis. "Había unas personas vinculadas con el vuelo 180 a las que la muerte perseguía y que no consiguió alcanzar. Ahora vuelve para terminar la tarea. Todos los personajes tienen alguna relación con el vuelo 180 y les ha llegado la hora. La Muerte viene a por ellos pero no tienen ni idea de que forman parte del plan de la Muerte".

Destino final 2
es un material bastante digno -tan recomendable o más que la primera- , en especial si tenemos en cuenta el estado del cine de terror actual, en el que las secuelas de los éxitos más recientes llegan a unos niveles de infamia absolutos.

Los que busquen pasar un rato de puro entretenimiento, no deberían perderse el elaborado y siniestro plan que los responsables de esta cinta nos han preparado. Esperemos que, si se atreven a hacer una tercera parte, no nos hundan la franquicia y podamos seguir disfrutando como con las anteriores. Ramón González. Madrid (España)


 

 
volver
ActualidadActualidad InternacionalSociedadPolítica USACannabis y LegalizaciónTerror, Ciencia Ficción y FantasíaMisterios, Anomalías y Ciencias OcultasCiencia, Tecnología y EcologíaPlantas VisionariasCultura y EspectáculosErotismoCine
Atención: Esta página ha sido generada enteramente por algoritmos de programación sin la intervención de editores de la especie homo sapiens
Martine Beswick
Sólo Administradores | Copyright | Privacidad de los datos | Tecnologías Tempus Fungui | LSSI-CE | Créditos
XML y servicios web para los que disfrutan viajando Diseño, desarrollo, programación y multimedia en internet.
ecoestadistica.com Tiempo de proceso: 0,17 ss.