Copyright © 1996-2003 Jesús Noriega
  martes, 17 de octubre de 2017
Realidades Alternativas y Estados Alterados de Conciencia 
 Emergencias Phantastika Proyecto H.A.P.T. LOGON Enteógenos Rincón Cannábico Ars Erotica Cuerpo Mentes

 
[ + Recursos ]

  HOME ARTICULARIA SALÓN NOTICIAS PERSONAE CINE  
Crecen las expectativas ante 'La Atlántida Caribeña'
PROYECTO H.A.P.T. - 12/04/02 22:35 publicado por Demian
[ » Ver noticia original ]
La mayoría de las grandes cadenas de televisión están a la espera de que les faciliten un material sin precedentes: las imágenes submarinas de unas antiquísimas ruinas frente a las costas de Cuba en el Caribe.

La noticia se celebró al principio con gran alboroto, puesto que la afirmación de los descubridores de los presuntos restos arqueológicos parece -por una vez- bastante fundada.

Sin embargo, ya han aparecido las primeras conclusiones negativas por parte de científicos más conservadores que han dictaminado que se trata, de nuevo, no de ruinas de culturas humanas, sino de formaciones naturales (curiosa conclusión cuando aún nadie ha podido acceder a las imágenes para realizar este análisis).

En fín, para que os mantengáis informados sobre tan apasionante tema, aquí tenéis este artículo publicado en El Mundo y la única imagen que se conoce aún: una impresión de la pantalla de sonar que muestra las peculiares estructuras submarinas (ver más abajo).


Localización del área del descubrimiento

'HAY PIRAMIDES Y CAMINOS A 600 METROS'

Científicos cubanos y una firma canadiense creen haber hallado una 'Atlántida' en el Caribe

REUTERS

LA HABANA.- Un grupo de científicos cubanos y los expertos de la empresa de exploración canadiense Advanced Digital Communications (ADC) intentan determinar si una extraña formación rocosa descubierta en las profundidades del Caribe, frente a Cuba, puede ser en realidad una ciudad hundida, perteneciente a una antigua civilización desconocida hasta ahora.

'En realidad se trata de unas estructuras extremamente peculiares (...) han captado la imaginación de todos nosotros', dijo el geólogo cubano Manuel Iturralde en una conferencia después de haber investigado el lugar durante una semana.
'Si yo tuviera que explicar esto geológicamente, me sería difícil', añadió. El examen de las muestras rocosas que serán recogidas en los próximos meses arrojará más luz sobre la formación, ubicada frente a la península de Guanahuacabibes, en el extremo oeste de Cuba.

Iturralde, del Museo Nacional de Historia Natural, se ha unido a la empresa canadiense en los esfuerzos por desvelar el misterio de las rocas, de tipo granito, pulidas y de forma geométrica. Las estructuras, que recuerdan a las pirámides, caminos y otras construcciones, yacen a más de 600 metros de profundidad en un área de 20 kilómetros cuadrados.

La compañía ADC ha sugerido que pueden pertenecer a una civilización que colonizó el continente americano hace miles de años, posiblemente asentada en una isla que se hundió a gran profundidad por un 'cataclismo' terrestre, como un terremoto.

Escepticismo científico

Esa teoría, y su inevitable paralelismo con la mítica ciudad perdida de la Atlántida, ha sido recibida con escepticismo por parte de los medios científicos internacionales, que consideran poco creíbles las mencionadas profundidad y antigüedad, calculada en al menos 6.000 años por ADC.

Algunos arqueólogos europeos indicaron que las rocas, encontradas en julio de 2000 mientras ADC buscaba con equipos de sonar tesoros y galeones españoles hundidos, pueden ser una formación natural de caliza. Pero la conclusión de Iturralde de que no hay una explicación natural obvia ha dado crédito a la teoría de ADC.

'Parece posible que haya algún tipo de diseño inteligente en la configuración y planeamiento de la estructura', explicó la ingeniera en oceanografía rusocanadiense Paulina Zelitsky, de ADC, en La Habana. 'He trabajado en este campo durante 30 años y nunca antes había visto estructuras naturales formadas con tal planificación y simetría inteligentes. Desde un primer momento sospeché que esas estructuras no se formaron naturalmente', continuó.

Aunque Iturralde presentó evidencias de que en lugar se produjo un seísmo y el posible hundimiento de la tierra, se abstuvo de concluir definitivamente que las rocas no fueran naturales. Sin embargo, si se probara esa teoría, revolucionaría la comprensión de la historia de América, destacó.


Esta es la imagen de sonar que muestra las irregularidades del suelo submarino.

A la búsqueda de señales humanas

'Esto cambiaría nuestro conocimiento de los humanos y la evolución de las Américas', señaló Iturralde. 'Recientemente, un arqueólogo francés encontró alguna evidencia de que hubo personas aquí en Suramérica hace unos 40.000 años, algo que nunca esperamos, por lo que es necesario estar siempre abierto a las cosas que no se esperan, que no están en el marco del conocimiento de nuestros días ... Hemos encontrado algo en lo que nadie ha pensado', relató.

ADC planea llevar un robot especialmente diseñado al lugar en unos meses para recoger muestras de las rocas y de los sedimentos en que están enterradas con el fin de establecer fechas y buscar signos de que alguna vez estuvieron en tierra firme. También buscarán cualquier señal de vida humana, como grabados, esculturas o artefactos.

'Pero extraer muestras de esas estructuras no es fácil, porque parecen granito. Y perforar el granito a una profundidad de 600 metros es muy difícil', precisó Zelitsky, quien agregó que el hallazgo puede hacer historia.

'Pienso que estamos hablando de los orígenes del continente americano. Existen muchas hipótesis sobre cómo fue colonizado el continente ... Existe una gran controversia y pienso que nuestro descubrimiento será la primera evidencia física de los verdaderos orígenes del desarrollo de la civilización en América'.

( Volver | Print News - Email to Author - Send to Friend - )

Terry Gilliam
Sólo Administradores | Copyright | Privacidad de los datos | Tecnologías Tempus Fungui | LSSI-CE | Créditos
XML y servicios web para los que disfrutan viajando Diseño, desarrollo, programación y multimedia en internet.
ecoestadistica.com Tiempo de proceso: 0,14 ss.